IES Las Encinas

miércoles, 15 de febrero de 2012

Whitney Houston y el soul


Esta semana, el mundo de la música ha perdido a una de sus voces más prodigiosas, Whitney Houston. A la hora de clasificar su música nos volvemos a encontrar con un género difícil de definir: el soul. ¿A qué nos estamos refiriendo exactamente cuando hablamos de soul? ¿Es la música de Houston auténtico soul?

El estilo musical que impulsaron Otis Redding o Aretha Franklin nació a principios de los sesenta aunque mucha música anteriormente etiquetada como "R&B afroamericano" podría situarse bajo el paraguas del soul. Lo cierto es que en la música popular del siglo XX la mayor parte de las etiquetas las puso la industria (que no los músicos) y al final siempre acaban siendo injustas y un tanto estrechas: rock, pop, jazz, blues, soul, folk, country o R&B acaban generalmente influyéndose entre sí para dar lugar a un conglomerado musical infinitamente más rico que las clasificaciones que vemos en las estanterías de las tiendas de discos. Sin embargo, tengo que reconocer que la definición que encontré hoy en un blog de El País me aclaró bastante las ideas: "el soul significó, básicamente, el paso de los artistas negros que hacían gospel a la música profana, dejando atrás las ataduras líricas de un estilo fundamental de la comunidad afroamericana que se desarrollaba en el interior de las iglesias y se comercializó como un género en sí mismo en la música de raza (póngase la palabra negra) en la segregacionista industria del disco de antaño. Los músicos que acostumbraban a cantar casi recitando, como en las iglesias, y con unos determinados arreglos, pasaron a usar este método pero deshaciéndose de la temática religiosa". Interesante... 

Según este artículo podemos afirmar que los dos grandes maestros que dieron ese salto fueron Ray Charles, con Modern Sounds In Country And Western Music y Solomon Burke con la canción Just Out Of Reach (Of My Two Open Arms), ambos de 1961. Otis Redding, Wilson Pickett, Eddie Floyd, James Brown, Marvin Gaye o Stevie Wonder siguieron el camino abierto por ellos dejando entrar la música popular profana dentro de un estilo marcadamente espiritual como era el soul.

Houston empezó cantando en un coro gospel, dio el salto lógico del gospel al soul y acabó convirtiéndose en un icono del pop como hizo también Michael Jackson. Ambos partieron de la música negra tradicional, destinada a públicos más minoritarios, y se convirtieron en superventas del pop comercial destinado a públicos más juveniles y numerosos con un mayor impacto comercial pero muy alejados de los pilares musicales y sociales del auténtico R&B y el soul. Ahora bien, etiquetas aparte, lo que es indiscuible es que Whitney Houston tenía una voz prodigiosa ¿no? Descanse en paz.